Posted by Sants Institut at 9 junio, 2017 9:45 am consejos, Salud y bienestar
Los protectores solares, vitales en verano.

La piel es el órgano más grande del cuerpo, así que su cuidado debe ser una prioridad. Lo más importante para cuidar la piel es protegerla del sol y no solo en verano, sino durante todo el año. Sin embargo, la razón por la que se hace especial énfasis en el cuidado de la piel durante el verano es porque la incidencia de los rayos del sol se hace aún mayor durante este período. El sol emite dos tipos de rayos ultravioletas (RUV) que dañan la piel, los UVA y UVB. Los UVB se incrementan entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde, horario en el cual no se recomienda  la exposición al sol, los rayos UVA son altos durante todo el día, incluso a las 8 de la mañana o a las 6 de la tarde, y durante todo el año.

Consejos para el uso del protector solar

  • Usar protectores solares de amplio espectro.
  • El factor de protección (FPS o SPF) deberá ser por lo menos de 30.
  • Colocar una buena cantidad de protector.
  • Utilizar el mismo factor en todo el cuerpo.
  • No dejarlo mucho tiempo en el sol, ni destapado, y chequear la fecha de vencimiento.
  • Colocarse protector solar en zonas como pies, orejas y manos (que usualmente la gente olvida hacerlo)
  • En la playa o la piscina colocar protector depues de cada baño, sin importar si es contra agua.

Si quieres saber cómo cuidar mejor tu piel durante estos meses, o hacerte algún tratamiento estético que ayude a tu piel durante estos duros meses de sol, haz clic aquí y pide una cita, en Sants Institut estaremos encantados de ayudarte.