Posted by santsinstitut at 14 julio, 2010 7:31 pm Medicina estética, Ponte guap@, Tratamientos capilares

kojakLa caída del cabello es un hecho natural. Cada día perdemos un promedio de 50 a 100 cabellos. Pero la caída excesiva del cabello resulta angustiante y muchas personas buscan medicamentos, pastillas o cremas para solucionar su problema desesperadamente.

La alopecia androgénica o caída común del cabello es el tipo de alopecia más común que existe, la sufre la mayor parte de la población y tiene un componente hormonal. A diferencia de la creencia popular, el problema no consiste en la caída del cabello, sino que radica es que en los cabellos que caen, en el siguiente ciclo nacerán más  débiles y acabarán por no nacer.

Además del componente hormonal,  la caída del cabello puede ser causada por el  estrés y, no lo olvidemos, ciertos hábitos, más bien desórdenes, alimenticios aceleran mucho la aparición de la calvicie.

Nuestra dieta habitual está, o debería estar compuesta por una combinación de proteínas, carbohidratos y grasas. Cuando las dietas son desequilibradas se produce la caída del cabello. Una dieta saludable y nutritiva con un contenido adecuado de calorías debe tener al menos un 15% de proteínas. Muchas dietas actuales contienen alimentos procesados (platos precocinados, bollería industrial, grasas trans…) que quitan muchos nutrientes esenciales de los alimentos.

Si nuestra dieta carece de ciertos elementos tales como la vitamina A, yodo y hierro, esa falta puede provocar la caída del cabello. Un caso extremo es el de las personas con trastornos de la alimentación como la bulimia. La falta de hierro en la dieta es un elemento que contribuye a la caída del cabello. La ingesta de algunas comidas adicionales ricas en hierro puede ayudar a mejorar una dieta desequilibrada y convertirla en un plan equilibrado. Los alimentos ricos en hierro incluyen: hígado de pollo o vaca, sardinas, atún, vegetales de hoja como acelga o espinaca, ciruelas y pasas de uva.

Una nutrición saludable puede ser una excelente terapia para la caída del cabello. Somos lo que comemos y así nos luce el pelo.

cuatro-pelos-mal-puestos

Pero si nuestras entradas aumentan, nuestra coronilla comienza a clarear y nuestra calvicie amenaza con hacernos olvidar el peine… el microtrasplante capilar es nuestra alternativa más eficaz para seguir con la “melena ondeando al viento”.

Lo mejor, sin duda, es el trasplante de nuestro propio cabello, de esta forma no existe la posibilidad de rechazo y el resultado es definitivo. Con el microtrasplante de cabello propio, el ritmo de crecimiento capilar sigue su ritmo normal, alrededor de un centímetro por mes. El cabello trasplantado no requiere ningún cuidado especial, podemos seguir visitando a nuestro peluquero de siempre, peinarnos sin problemas, dejárnoslo tan largo como queramos e incluso nos podemos teñir.

Al día siguiente de un tratamiento de estas características recuperamos la normalidad.

Si tu ideal de estar atractivo no es la calvicie, ponte en contacto con nosotros y te concertaremos una cita con uno de nuestros especialistas para estudiar personalmente tu caso.

Tags: , , , , , , , , , , , , , , ,

Leave a Comment