Dieta proteinada ¡y adiós al efecto rebote!

En uno de los posts de hace unos meses, hablábamos de las dietas milagro y del efecto rebote que provocan en cuanto las dejas. Pero existe una dieta con la que el peso perdido no vuelve a recuperarse: la dieta proteinada, completamente eficaz y además correctora de problemas metabólicos. Hoy te contaremos en qué consiste esta dieta para que valores si deseas probarla.

Lo primero de todo que hay que saber es que la dieta proteinada es un tratamiento de adelgazamiento desarrollado por y para médicos y que sólo puede seguirse y administrarse bajo control médico, después de haberse hecho un reconocimiento médico y un posterior análisis clínico.

El objetivo de esta dieta es reducir los lípidos y los glúcidos en la ingesta, conservando el aporte de proteínas que mantienen el balance nitrogenado en equilibrio y obligando así al organismo a consumir sus propias reservas; primero de glúcidos, y más tarde de lípidos. Con esto, lo que se consigue es un adelgazamiento dirigido a la acumulación de tejidos grasos.

La dieta proteinada consiste la alimentación a base de preparados proteínicos purificados de alto valor biológico con el aporte pautado de verduras, frutas y almidones de forma progresiva y con el apoyo de micronutrientes (minerales, ácidos grasos esenciales, vitaminas y oligoelementos) para evitar carencias asociadas a la dieta. Normalmente los preparados proteicos se presentan en distintos formatos y sabores para satisfacer los gustos y las necesidades de cada paciente y cada momento del día. Pueden ser bebidas frías o calientes con sabor a cacao, fresa o vainilla, barritas ricas en proteínas, cremas, sopas, pan, flanes, mermeladas, grisines, mousse, yogures… Los hay para todos los gustos.

Resumiendo, la dieta proteinada requiere un plan de disciplina nutricional donde es imprescindible cumplir dos normas:

  1. Un aporte exclusivo de proteínas en forma de diferentes preparados.
  2. Una restricción casi total de azúcares y de grasas que conlleva una cetogénesis produciendo cuerpos cetónicos. La cetosis es una situación metabólica del organismo originada por un déficit en el aporte de carbohidratos.

La dieta proteinada consta de tres etapas que incluyen la asociación del ayuno proteinado con a una terapia de modificación del comportamiento alimentario para asegurar una pérdida ponderal más importante y a más largo plazo.

Los glúcidos y los lípidos consumidos en exceso nos hacen engordar. Las proteínas son el elemento base para la construcción celular y activan la degradación de las grasas de reserva y la producción de acetona, siendo el único producto natural con efecto saciante.

No hay que olvidarse durante la dieta, del ejercicio, pues sus ventajas son importantes tanto a corto como a largo plazo. El ejercicio facilita la pérdida de peso y permite mantenerlo, porque:

A corto plazo:
-aumenta el gasto calórico realizado por el trabajo muscular,
-aumenta la sensación de bienestar,
-disminuye la tensión psíquica  y facilita la mejora del sueño,
-activa el aparato circulatorio.

A largo plazo:
-aumento de la masa muscular que, incluso al descansar, consume energía.
-facilita la prevención o la mejora de los desordenes metabólicos (colesterol, diabetes…)
-facilita la protección cardiovascular y el desarrollo de la capacidad respiratoria
-provee de una silueta más armoniosa a nivel estético
-facilita una “reconciliación” con la imagen corporal

Las ventajas de la dieta proteinada frente a otras dietas son:

  • Bajada rápida de peso (de 3 a 4,5 kg en la primera semana y 2 kg de media en las demás semanas de la primera fase o fase Activa). Esta bajada de peso, supone una pérdida también de volumen.
  • Pérdida casi exclusiva de grasas y protección de la masa muscular.
  • Sin sensación de hambre por el efecto anorexígeno de los cuerpos cetónicos.
  • Sensación de bienestar (por el efecto psicoestimulante de los cuerpos cetónicos).
  • Con protección de la tonicidad de la piel y menor flacidez al mantener la masa muscular.
  • Facilidad de uso por el paciente.
  • Con seguridad siempre pues este tratamiento se debe hacer bajo control médico (método exclusivamente médico, análisis pre-dieta, complementación con vitaminas y complementos nutricionales) bajo control médico.

Con la dieta proteinada, un hombre puede llegar a perder, en un periodo de 28 días, una media de 10kg y una mujer entre 7 y 9kg.

Si quieres adelgazar con la dieta proteinada, contacta con nosotros y te concertaremos una cita con uno de nuestros especialistas para estudiar personalmente tu caso.

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comments

  • Me interesa la dieta proteinada y me gustaria saber de precios y sobre ello solicitar una cita; trabajan los sabados??? gracias

  • Hola, Magaly. Gracias por escribirnos y leernos! Pues siento comunicarte que nuestro horario de trabajo es de lunes a viernes de 8’30h a 20h. Si quieres, puedes escribirnos a info@santsinstitut.com y pedirnos una primera visita. Es totalmente gratuita y sin compromiso, pero te ayudará a que un profesional te valore y concretéis si esta dieta responde a tus necesidades. Un saludo y gracias de nuevo!

  • Hola, Yeni. Gracias por ponerte en contacto con nosotros. Me comentan mis compañeros que ya tienes visita programada. Me alegro! Un saludo!

Leave a Comment